sky-2667455_640

Acudo a Alberto porque tengo 43 años y toda mi vida he tenido estreñimiento, lo curioso de éste estreñimiento es que es entre semana cuando tengo obligaciones laborales o de colegio, cuando llega el fin de semana o me voy de vacaciones, mi cuerpo libera todo lo de la semana.

Alberto empieza la sesión con un reiki, mucho bloqueo en el segundo chackra, cuando finaliza el reiki, me dice que el problema del estreñimiento tiene que ver con el sustento de la familia, mi abuela materna (la cual no conocí)  desde pequeña tuvo que cuidar de sus hermanos, muchas veces no tenía para darles de comer, por eso mi madre y yo que somos del mismo mes tenemos tendencia a retener lo que nos da el sustento y por eso mismo mi cuerpo se contrae y retengo cuando tengo las obligaciones.

Alberto me dice vamos a traer a la abuela, cierro los ojos y enseguida veo a mi abuela, está colocada a mi lado derecho, la pongo delante mío le cojo las manos y empiezo a hablar con ella… Yaya ya no hace falta que sufras más, la vida ha cambiado muchísimo, ya no hay hambruna en la familia, no hace falta retener, la gente no sobrevive, las personas trabajan para viivir, no para subsistir, quiero enseñarte como es mi vida a través de mis ojos, y empezamos a viajar super rápido pasamos por la playa y sentimos la arena caliente en los pies y como las olas nos mojaban los pies, le enseñé dar un paseo en bici sólo por que me gusta, cogimos un avión y nos fuimos a Praga, fuimos a un restaurante de lujo y le dije que ésa era mi vida y que ya no hacía falta que siguiera sufriendo. Escuché su voz en el oído derecho que dijo dos veces…. por fin se ha deshecho todo.

Y abro los ojos, completamente llorosos de la emoción por lo vivido.

Alberto me dice, tengo las cartas del tarot aquí, ¿quieres hacer una tirada? valee, vamos a preguntar por el amor, llevo años sin pareja y las relaciones que he tenido, todas han sido exactamente iguales.

Sale en el pasado la carta del colgado, un hombre colgado, ahorcado y con dos arboles a los lados, los arboles familiares, en la carta del presente sale la rueda de la fortuna, una rueda de madera con el agua en su base, las emociones y en el futuro sale el mago, el mago mira directamente a la rueda de la fortuna, es el hombre que está esperando a que libere y limpie esas emociones para poder aparecer. La siguiente carta es el hermitaño, que mira hacia el colgado y además el farol de luz da directamente al colgado.

Nos despedimos, sabiendo que hay que liberar el arbol y a los hombres de la familia, ya que hay un abuelo, que las mujeres lo estamos haciendo desaparecer porque no continuamos con el apellido.

A los dos días me llama Alberto, para decirme que no se había dado cuenta que el colgado era mi abuelo, éste abuelo murió ahogado en extrañas circunstancias y que había que liberarlo, que entrara en meditación y lo liberara.

Cuando tenía unos 12 años, mis padres se estaban separando, había muchas noches que no encontraba consuelo, así que cerraba los ojos, imaginaba un embarcadero con un lago y me tiraba al agua, me quedaba en el fondo del lago y ahí encontraba paz, y ahí me quedaba hasta que me dormía, lo hice durante muchos años.

Cuando me hice adulta, pensé que ya no hacía falta refugiarme allí y rompí el embarcadero, así que hoy he vuelto al embarcadero y al lago, he ido hasta el fondo del lago a buscar a mi abuelo, cuando lo he encontrado, no quería subir a la superficie, estaba como perdido, le he hecho una cruz en la frente y le he dado luz, de repente he empezado a ver recuerdos suyos de él con sus hijos riéndose, en la casa, con los vecinos, muy alegre y entonces ha querido salir a la superficie. Nos hemos sentado en el embarcadero y me ha dicho ahora si que está liberada la parte del árbol.

He llamado a mi abuela para que lo acompañara y a ella, le he pedido que se ponga en mi lado izquierdo, para que ceda paso a los hombres.

Ha sonreído y me ha dicho por supuesto.

Me siento en paz, siento como si me hubieran quitado cadenas en el corazón.

Gracias por tu maravilloso trabajo y por acompañarme en mi crecimiento.

Eres liberador amigo, te quiero.

Carol Ólmo

Jordi Lozano

Ante todo quiero darle las gracias a Alberto por su disponibilidad y amabilidad porque, como él bien sabe, mi situación es un poco especial al haber sido adoptado y he podido preguntarle en todo momento.

Además, el curso me ha dado mucha información para entender muchas de las cosas que me han sucedido y poner a cada uno en su sitio , es una herramienta muy recomendable .

Teresa Giménez

Mi experiencia con Alberto fue totalmente positiva.
Sané aspectos emocionales que venía arrastrando desde hace décadas…
La falta de merecimiento y abandono en mi clan femenino.
La dulzura y entrega de Alberto han hecho efecto y por fin este tema está resuelto.
Este sola o acompañada merezco la felicidad.
Una descarga en el árbol para mí y para las generaciones venideras…
He liberado a las futuras generaciones de mi árbol…
Me siento bien..
Incluso mamá disfruta hablando de su clan..
Todo está en su lugar…

Maria Peñarrubia

Gracias Alberto por el camino y tus palabras además de tu conocimiento profesional. Solo desde tu entender es posible dejarte llevar y me siento muy afortunada de que llegaras a mi vida. Pones el corazón de manera incondicional en tus sesiones y eso se trasmite desde el primer momento. Muchas gracias, de corazón!

Núria Jiménez

Realicé el curso de Liberación Genética hace un tiempo y lo recomendaría totalmente.
Completo, muy claro y sobre todo siempre con el acompañamiento de un gran profesional como Alberto.
Experimenté una gran liberación, conociendo y comprendiendo mis patrones transgeneracionales, las heridas que se activan en plano inconsciente y algunas actitudes que me condicionaban, influenciadas por todo ello.
Encantada de haber realizado esta formación. 🤗

Anna Maria Trucharte

Hola soy Anna y fui muy afortunada en hacer cursos de Mindfulness, Coaching personal y talleres referentes al tema de sanación transpersonal y transgeneracional familiar con el Gran Alberto Lozano.

Bien, en cuanto al resultado siempre positivo en referencia a evolución personal y desarrollo emocional tanto de conocimientos como de más apertura hacia el gran mundo Holistico que tanto nos concierne y tan dormidos nos intentan mantener….

En cuanto a Alberto Lozano sólo transmitir una pequeña parte de agradecimiento por su gran trabajo y su enorme paciencia entendimiento y labor con tantos seres despertando y por despertar…

Gracias, gracias, gracias.

Mercè Moreno

Alberto ha sido para mi como un regalo del cielo.Es una persona que ama lo que hace….se escucha para transmitirte la mejor terapia .
No solo es mi guia…sino también la de mi hijo….a los dos nos esta aportando conocimientos….desbloqueos de patrones y sabiduría para transformar.
Me ha cambiado….mi visión hacia las mujeres de mi familia ha cambiado …mi relación con la economía…está en paz….no le debo nada a nadie….
Su corazón es tan grande que no dudes es dejarte guiar….todos necesitamos ángeles para crecer….y él…es uno de ellos…. gracias, gracias, gracias

Jorge B. (México)
Cliente

Yo me puse en contacto con Alberto porque necesitaba ver que sucedía en el área del dinero, sentía claramente que había un bloqueo que no me permitía avanzar en la vida aun viendo que tenia recursos, potencial y oportunidades. Lo que pude ver y entender haciendo la terapia con mi árbol generacional fue una de las cosas mas increíbles que he vivido y luego en el trabajo de psicomagia continué asimilando verdades y se siguieron moviendo cosas dentro de mi. Pude comprender a mis antepasados y entender la razón de mi bloqueo, seguramente comenzaran a verse los cambios ya que internamente fui sacudido, emocionalmente fue muy fuerte. Le recomiendo hacer esta terapia a cualquier persona que no se sienta del todo cómoda con su vida actual porque seguro podrá entender y cambiar aspectos de su vida que de otra manera seria muy difícil lograrlo.

Núria Jiménez

¡Un viaje a tu interior!. Donde nos encontramos cara a cara con nosotros mismos, donde los velos caen y ahí estamos, visitando lugares que nuestras células y nuestro inconsciente ya conocen. Un viaje, donde descubrimos lo que callaron nuestros ancestros, donde nos liberamos de sus programas para vivir nuestra propia vida. Seguimos el trayecto y en un estado hipnótico, como en un sueño, pasamos por nuestro nacimiento. Y ahora, con menos cargas y menos pasajeros, podemos liberarnos y transformar todas las creencias que nos han mantenido encerrados. Todo esto con un conductor y compañero de viaje, Alberto Lozano. Guiándonos con respeto, cercanía y lo esencial, AMOR. Así he sentido este método terapéutico, después de experimentar sus efectos. Por eso me decidí ha realizar el curso completo, útil e interesante no sólo para aplicarlo a otras personas, también para uno mismo.

Rafael Carrillo

Hola Alberto, quiero agradecerte por este medio, tu ayuda y apoyo para lograr desatar y reacomodar mi lugar dentro de mi árbol generacional. La fuente te puso en mi camino. Mi gratitud, hoy y siempre. Tu seguimiento fue totalmente profesional y ético enfocado a la solución particular de mi caso. Te felicito por que, por medio de tus Dones y de tu Dharma, ayudas a las personas. Nuevamente mi gratitud hoy y siempre.

Un abrazo desde México.